Trabalho com cinema, mas tambem adoro televisão!

La televisión 3D
que se viene
por Erick Zúñiga

El mundo de la pantalla chica está en plena revolución, gracias a la irrupción de la TV en 3D. Así, a partir de ahora, el entretenimiento no será igual y provocará un sinfín de emociones que antes resultaban inimaginables.

Navegar por un tempestuoso mar sin mojarse ni un pelo, atravesar las nubes como si fueran una humareda simplona, introducirse a la tierra sintiendo cómo las moronas rozan la cara o, simplemente, sentir ese miedo fugaz que aparece ante una sorpresa súbita… Estas sensaciones ya no serán exclusivos de grandes exploradores o aventureros desenfrenados, si no que ahora usted podrá sentirse así sólo con estar frente al televisor.

Así es, lo que antes sólo se veía como una posibilidad en las películas de ciencia ficción, ahora, desde la seguridad y comodidad de su casa puede realizar recorridos extraordinarios en el fondo del mar o al interior de un volcán; sentir la adrenalina de las carreras de automóviles o disfrutar entre la multitud un juego de golf, fútbol americano o bien sumarse a la fiebre mundialista esperando que la metralla futbolista no perfore el televisor y se anide en algún lugar de su centro de entretenimiento.

Y es que ahora el avance tecnológico, sobre todo en los medios audiovisuales, no parece tener límites pues en lo que anteriormente fueron la televisión a color o de alta definición (HD), o las pantallas de plasma y de LCD, ahora la TV 3D es una realidad cada día más cercana, capaz de potenciar no sólo las posibilidades de los contenidos, sino también incrementar considerablemente la experiencia del espectador a través de sus sentidos.

Si bien esta nueva tecnología está dando sus primeros pasos hacia la masificación, su alto precio aún la aleja de muchos bolsillos —lo que consecuentemente provoca la escasa producción de aparatos—; sin embargo, ofrece experiencias extraordinarias, como aquella que se registró el pasado mes de abril, cuando Sky 3D permitió que nueve pubs en Londres, Manchester, Cardiff, Edimburgo y Dublín tuvieran la oportunidad de transmitir un partido de fútbol con el nuevo sistema, y la experiencia tanto para los asistentes como para los responsables de eso fue más que satisfactoria, pues prácticamente abrió las puertas de Reino Unido para la 3D.

En el inicio, la 3D no podrá ser vista en cualquier televisión. Para ello se necesita de un aparato compatible con esta tecnología, las gafas correspondientes, o bien un sistema de microespejos en cada pixel que actúan directamente sobre el ojo izquierdo y derecho para producir el efecto, y un decodificador.

Partiendo de la característica principal de la tercera dimensión, la sensación de profundidad, y basándose en la esterovisión (la misma en la que se apoya el cine en 3D), se captan, procesan, emiten, reciben y muestran dos imágenes similares, captadas por cámaras cerca una de la otra.

Asimismo, actualmente existen al menos dos tecnologías diferentes para la realización práctica de esta técnica. La más común es la que utiliza gafas con cristales polarizados, la otra es aquella que se basa en pantallas de LCD o plasmaque —PDP, plasma display panel—, que incorporan microlentes o espejos colocados en cada pixel; con ello, cada ojo recibe una imagen ligeramente diferente, básicamente el mismo principio de la holografía. Así, el cerebro puede utilizar esta diferencia entre imágenes para componer el espacio.

En anaglifos (que emplea los emblemáticos lentes de color rojo y azul) o gafas polarizadas (las que se utilizan en el cine 3D actual), los métodos se basan en la proyección de dos imágenes con diferentes perspectivas (anpaglifos) y/o polarización (gafas polarizadas), siendo el cerebro el elemento que combina y percibe la imagen con profundidad.

Mientras tanto, el sistema que no necesita de gafas para percibir la 3D es el WOWvx 3D de Philips. En él dos imágenes con diferentes perspectivas se entrelazan en una pantalla simultáneamente, después un filtro conocido como Parallax Barrier (barrera de paralelaje) interrumpe el haz de luz selectivamente para que cada imagen vaya al ojo que le corresponda. Una vez hecho esto, el cerebro las procesa como una sola imagen produciendo la ilusión de un espacio en tres dimensiones.

Como sea, la televisión en 3D ya es una realidad y sólo será cuestión de tiempo antes de que su uso se masifique y se consolide como una opción más para los televidentes. Por ello, este verano no le pierda la pista y disfrute de esta nueva tecnología.

Para los conocedores, la TV LED 3D (…) es el comienzo de una nueva era de entretenimiento en casa, donde el estilo ultradelgado de los televisores, la tecnología hiperreal y la conectividad multimedia llevan el entretenimiento del hogar a una nueva y mejorada dimensión.

Fuente: El Semanario com

LA ONDA® DIGITAL

Com as novas tecnologia, cinema e televisão parecem estar cada vez mais próximos, mas ver um filme em uma sala de cinema é mágico! Quando for cinema 3D então nem se fala!

Anúncios

Deixe um comentário

Preencha os seus dados abaixo ou clique em um ícone para log in:

Logotipo do WordPress.com

Você está comentando utilizando sua conta WordPress.com. Sair / Alterar )

Imagem do Twitter

Você está comentando utilizando sua conta Twitter. Sair / Alterar )

Foto do Facebook

Você está comentando utilizando sua conta Facebook. Sair / Alterar )

Foto do Google+

Você está comentando utilizando sua conta Google+. Sair / Alterar )

Conectando a %s